"Coaching nutricional" para combatir el "hambre emocional"

El estrés llega a todos los ámbitos de nuestra vida, incluso a nuestra dieta. Hoy en día existe mucha gente que trata de compensar su  ansiedad, aburrimiento o estrés con la comida es decir para compensar un mal día se cometen excesos nutricionales lo cual lleva necesariamente a subir peso.

Para combatirlo ha surgido una nueva técnica llamada “COACHING NUTRICIONAL” en la que un psicólogo nutricionista analiza hábitos y estilos de vida para mantener los buenos y cambiar los malos, y trata de inculcar los mejores como propios.

Para ello se parte de las siguientes bases:

1.- distinguir entre hambre física y hambre emocional.

2.- cambiar de actividad cuando tengamos la necesidad de comer.

3.- no tener remordimientos por un día de excesos, siempre y cuando no se convierta en algo habitual.

4.- no confiar en las dietas milagro.

Se trata en definitiva de aprender nuevos hábitos de alimentación saludables y conocer la forma de gestionar las tensiones para que no se conviertan en una ingesta continua de alimentos como forma de pagar nuestras frustraciones.